CDMX

Manifestantes exigen libertad para presos políticos

Los y las manifestantes cargaron banderas rojas y enormes lonas con los rostros impresos de las personas presas.

Alrededor de las 14 horas, en una de las glorietas más representativas para los movimientos sociales, la Glorieta de las Mujeres que luchan, ubicado sobre Paseo de la Reforma, se dieron cita familiares, acompañantes y simpatizantes de diversos movimientos de lucha.

El motivo fue exigir la liberación de personas presas políticas:

Fidencio Aldama, activista yaqui; Kenia Hernández, defensora afroindígena; presas y presos de Eloxochitlán de Oaxaca; Magda y Karla de la Okupa Cuba.

A las 15:30 horas inició la marcha pacífica denominada Libres Ya, sobre Reforma, para dirigirse a las instalaciones de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN). Por esta razón la circulación fue desviada por rutas alternas.

Los y las manifestantes cargaron banderas rojas y enormes lonas con los rostros impresos de las personas presas. Así también las consignas para denunciar los casos de cada persona defensora.

En conversación con Once Noticias Argelia Betanzos, integrante de Mujeres Mazatecas por la libertad de presos políticos en Oaxaca e hija de Jaime Betanzos Fuentes, -profesor detenido junto a Omar Morales, Alfredo Bolaños, Herminio Monfil, Fernando Gavito, Isaías Gallardo y Francisco Durán-, señaló que la movilización nace de cuatro luchas atravesadas por la represión política.

“Compartimos también que alrededor de ellos y ellas hay cerco mediático en donde se les ha denostado. Otra cosa en común es que somos luchas preexistentes a la presión política y con larga trayectoria. Sufrimos castigos ejemplares en todos los casos, eso hace que nos unifiquemos en un programa de lucha, pero también cada lucha tiene su propio programa”, expresó al medio.

Los y las manifestantes ingresaron por Juárez a Bellas Artes, para luego doblar por 5 de mayo al Zócalo, en medio de los cegadores rayos del sol, que, pese a su fulgor, no detuvo a la manifestación.

Sobre el caso de las 7 personas presas de Eloxochitlán de Flores Magón en Oaxaca, Argelia comentó que el juico que se prolongó, de manera injusta, por dos años está por finalizar.

 “Se dictará sentencia absolutoria, no sabemos que intenciones tendrán los jueces porque llevan dos años en donde todo lo han negado. Nos preocupa. Sabemos que la lucha articulada puede ser la mejor opción”, señaló la activista.

Por su parte, Fabiola Vite Torres, abogada e integrante del equipo de la defensa legal de Kenia Hernández, dijo que la movilización es para denunciar una persistente criminalización hacia las mujeres defensoras como Kenia, quien fue sentenciada a 21 años y nueve meses por dos causas penales, aunque existen 9 causas penales por las que presuntamente se le imputan.

“Estamos aquí para nombrar la injusticia y exigir su liberación”, expresó.

La abogada subrayó que en el caso de Kenia ha padecido diversas violaciones a su proceso penal, tal como expuso un informe que analizó uno de los procesos que ha enfrentado la activista amuzga, quien se encuentra privada de su libertad en el Cefereso 16, en Morelos.

Fabiola Torres dijo que Kenia ha sido víctima de discriminación por ser indígena al negarle un intérprete en audiencias, bajo el argumento de que ella poseer estudios, encasillando a las personas indígenas a que no pueden acceder a estudios”, dijo.

“Este informe observó que no hubo garantías al debido proceso. Quedó claro que hubo pruebas suficientes de su inocencia y no se respetó. Atiende a un proceso de criminalización a la defensa y de discriminación por ser indígena. Inicialmente tendría que estar en un penal del fuero local del Estado de México, porque ahí tiene sentencia, pero fue llevada a un penal de máxima seguridad. Está considerada una presa de alta peligrosidad. El arma más peligrosa de Kenia es la palabra y la protesta”, enfatizó.

Explicó que lleva dos huelgas de hambres al Interior del penal, por las condiciones insalubres que ha vivido. Además, que sus hijos, de 7 y 9 años, respectivamente están obstaculizados para visitarla, así como la defensa legal lo que impide una comunicación precisa con Kenia Hernández.

La manifestación rodeó la plancha del zócalo ante la mirada curiosa de turistas y transeúntes que asistían a las carpas de un evento de la ciudad. Al llegar a la SCJN, los manifestantes explicaron y ahondaron en el caso de Fidencio Aldama, defensor yaqui, que fue sentenciado también por oponerse a Gasoducto, impulsado por la empresa transnacional Sempra Energy, en Sonora, y quien fue sentenciado a 15 años y 6 meses de prisión.

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Back to top button