Reportajes especiales

Preocupa a vecinos de Ecatepec calidad y desabasto de agua

Más de 50 colonias afirman que el agua llegaba con normalidad, limpia y hasta las tuberías de su casa, pero desde hace seis años comenzaron a "tandear”

La escasez de agua en el Estado de México ha llegado a las puertas de la quinta zona en el municipio de Ecatepec de Morelos, en donde las personas han aprendido a vivir sin el líquido durante varios días, según denunciaron los pobladores.

La zona tiene seis años con el servicio de agua suspendido. La señora Norma Muñoz ha vivido en el lugar desde hace 22 años y según cuenta el agua llegaba con toda normalidad, limpia y hasta las tuberías de su casa, pero desde hace seis años comenzaron a “tandear el agua”. Unos días de la semana le tocaba una colonia y luego otra, y así alternaban el servicio en la zona. Pero en el año 2016 se cortó de tajo y las tuberías comenzaron a secarse y oxidarse. Ahora el agua les llega por pipas que manda la alcaldía dos veces a la semana, en muchas de las ocasiones ni siquiera una colonia llega a darse abasto.

“Actualmente contamos con siete amparos en los juzgados 1, 11 y 16 de Distrito del Poder Judicial Federal, seis de ellos van avanzando y lo que pedimos en ellos es que se suministre mil litros a la semana los quejosos, pero en uno de estos recursos legales, donde más de 600 familias piden que se les dote con cien litros de agua al día, ya se obtuvo una sentencia negativa por parte del juzgado 16”, explicó Norma, en entrevista con Once Noticias.

En los amparos, son varias colonias que se organizaron y pidieron a las autoridades que les suministren agua para poder vivir, seis de ellos (1256/2016, 350/2020, 574/2020, 983/2020, 654/2021 y 1031/2021) parecen a favor de los colonos que suman 2 mil 200 personas las que se beneficiarían con un fallo favorable, pero uno de los jueces no reconoció el acceso al agua como derecho humano, que básicamente es el fundamento del amparo 332/2020 del que dependen 650 personas más.

A partir de esos amparos se abrió un pozo, “Emiliano Zapata. Está en la avenida Pichardo, sin embargo, el agua que están mandando, según los vecinos, sale contaminada.

“Se presentó un estudio desde la autoridad municipal en donde se analizaron sólo dos elementos, hierro y manganeso, pero este estudio no está avalado por la Conagua. Cuando abrimos la llave, sale agua  transparente pero si le cae un poquito de cloro se vuelve como agua que parece de tamarindo, totalmente café, es obvio que tiene muchísimos contaminantes, estamos muy preocupados los vecinos porque tememos por nuestras vida al estar consumiendo el agua que llega a nuestras casas”, mencionó la señora Norma.

En las más de 50 colonias organizadas contra el desabasto de agua se cuenta con una red, pero la realidad es que las familias se surten por pipas que les venden a 180 pesos, mil litros de agua potable. A la semana una familia de tres personas utiliza poco más mil 200 litros  que llegan sobre tanques de cuatros ruedas.

“Sí tenemos tuberías y cisternas pero están vacías, es más fácil que nos salgan ratas y cucarachas a que nos llegue un chorrito de gua. No es posible que según los jueces no merecemos agua para vivir. Nosotros llegamos desde hace 30 años a este lugar y tiene casi cinco  que no sale agua de nuestras tuberías y ahora que conectaron ese nuevo pozo nos están envenenando. Tenemos que pagar hasta 500 pesos a la semana para tener agua, en mi casa somos ocho personas y nos da miedo bañarnos con esta agua (enseña una botella de agua color café)”, expresa.

“No es vida la que llevamos, ninguna persona debería pasar por esta situación porque es la higiene y salud de las personas”.

“Nunca hemos visto salir el agua de nuestras tuberías, hay veces, por ejemplo, estas últimas dos semanas  no han pasado las pipas a entregar porque no hay diésel y entonces las tenemos que comprar aparte. Pero eso sí, al año nos llega la factura de lo que debemos hay gente que paga hasta 3 mil pesos por agua que nunca llega a nuestras casas, es injusto que nos estén robando y contaminando de esa manera”, reclamó Norma Muñoz.

Los vecinos piden a las autoridades que les muestren  los estudios completos de la química del agua y avalados por la Comisión Nacional de Agua (Conagua), y exigieron una revisión justa al amparo de las 600 familias a las que se les negó el acceso al agua.

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to top button